Ingredientes

Para preparar un delicioso y bien completo ponche de frutas, prepara 8 litros de agua limpia, 1-½ tazas de brandy, ron, tequila o el alcohol que prefieras (si es que le deseas agregar alcohol al ponche, omite para los niños), 2 tazas de azúcar moreno, y 1 taza de melaza o miel. Aparte, prepara las frutas. Lava, pela y corta en cubitos lo siguiente:

 

  • 4 manzanas (con sus corazones, para aprovechar la pectina)
  • Una caña de azúcar
  • 2 peras (incluyendo su corazón)
  • 3 membrillos medianos
  • 3 tamarindos
  • 6 guayabas (con sus semillas)
  • Además, necesitarás:
  • 100 gramos de ciruela pasa sin semillas
  • 100 gramos de pasas de uva blanca sin semillas
  • 150 gramos de orejones, albaricoques o duraznos secos
  • Una taza de arándanos frescos
  • 1 cucharada de vainilla o preferente 2 vainas frescas (corta por mitad a lo largo y saca la pulpa)
  • Una rama de canela
  • 1 cucharadita de nuez moscada
  • 6 clavos de olor
  • Una semilla entera de cardamomo
  • 10 flores de Jamaica
  • 1 cucharada de Balsámico Blanco de Durazno Olio Fino
  • 1 cucharada de Balsámico Oscuro de Higo
  • 1 cucharada de Balsámico Oscuro de Canela y Pera

 

Preparación

Llevar todas las frutas e ingredientes a una olla grande y gruesa, en el agua. Cocinar a fuego moderado, removiendo con una cuchara, hasta que la preparación se infusione y comience a cocerse. Cuando se perciba el olor frutado y el color del agua cambie ámbar ya puedes retirar del fuego, dejar enfriar un poco, y agregar el alcohol, si fuera tu elección, y luego trasladar a la ponchera una hora antes de que lleguen los invitados, pero sirve calientito.

 

Versiones de ponche saludables

Esta misma receta de ponche de frutas para Navidad puede ser elaborada también sin alcohol, para que los niños puedan deleitarse con ella. Además, puedes reemplazar los azúcares por edulcorantes, minimizando el aporte calórico y haciéndola apta para diabéticos. Recuerda elegir un edulcorante que no tenga aspartamo.

Si deseas espesar un poco el líquido, deja en hervor más tiempo, para cocinar y caramelizar el azúcar. Si quieres un líquido más espeso pero las frutas bien crocantes, cocina primero el agua con el azúcar y la melaza, y luego agrega las frutas, para no cocinarlas.

Imprimir