Ingredientes

Para la masa:

225 gr de harina

1 pizca de sal

150 gr de mantequilla fría cortada en cubos

1 huevo grande separado la clara de la yema

2 cucharadas de agua fría

 

Para el relleno

500 gr de espinacas cortadas

150 gr de Queso crema

2 huevos grandes y una yema

100 gr de yogurt griego

2 cucharadas de queso parmesano

100 gr de queso Feta en cubos

10 jitomates cherry

Sal y pimienta al gusto

 

Instrucciones

Comenzamos haciendo la masa de la quiché. En un bowl, tamizamos la harina con la sal e incorporamos la mantequilla y deshacemos con los dedos hasta obtener textura de migas. Añadimos la yema de huevo y el agua, y amasamos. Envolvemos en papel film y metemos al congelador durante una hora.

Precalentamos el horno a 190ºC. Extendemos la masa, aceitamos un molde de quiché desmontable y la ponemos en él. Cubrimos con papel de aluminio, ponemos encima garbanzos secos y horneamos durante 15 minutos. Retiramos el papel de aluminio y los garbanzos y pintamos toda la masa con la clara de huevo batida. Reservamos y reducimos la temperatura del horno a 180 grados.

Preparamos el relleno. Escurrir bien las espinacas. Batimos el queso crema con los huevos y la yema, añadimos el yogur, el queso parmesano y salpimentamos. Incorporamos las espinacas y vertemos todo sobre la masa. Encima colocamos el queso feta en cubos y los tomates cherry cortados por la mitad.

Horneamos durante 30 minutos.

Servir caliente

Imprimir