Abr 4, 2016

Extra Virgen reduce el efecto de Glucosa de alimentos con alto Indice Glicemico

Categorías: Etiquetas: , , ,

Articulo traducido del Olive Oil Times

Mantener la glucosa controlada es extremadamente importante para ambos tipos de Diabetes, I y II. Para mantener esto, es recomendado que los diabéticos consuman alimentos con bajo índice glicémico como una gran proporción de su consumo diario y monitorear la cantidad de carbohidratos consumidos es una practica común.

El índice glicémico (GI) es una medida de la calidad de los carbohidratos y muestra como diferentes alimentos pueden causar el aumento de la glucosa. Los alimentos con bajo índice glicémico son aquellos que tienen menos de 55 en esta escala y los de alto índice esta por arriba de 55. Entre más alto es el índice, más rápido la glucosa afecta la sangre. Para medir la respuesta del impacto de estos alimentos, efecto postprandial, después de ser ingeridos, se mide los niveles de glucosa en los pacientes diabéticos.

Un estudio reciente realizado por Bozzetto and Colleagues, de la Universidad Federico II en Nápoles, Italia, publicado en Diabetes Care, evaluó como una grasa de calidad puede influenciar el impacto de los alimentos en la glucosa, en el contexto de alimentos con alto o bajo índice glicémico en pacientes con diabetes Tipo I. El estudio reclutó 13 pacientes con diabetes Tipo I en tratamiento con insulina en un prueba científica al azar donde ellos consumieron dos series de comidas, una con alto y otra con bajo índice glicémico, compuestos por la misma cantidad de carbohidratos pero con diferente calidad de grasa – bajo en grasa, mantequilla (grasa saturada) o aceite de oliva extra virgen (AOEV) (grasa monosaturada)

Como fue esperado, hubo una diferencia significativa en la glucosa postprandial en respuesta a los alimentos con alto índice glicémico, comparado con alimentos de bajo índice, especialmente en las 3 primeras horas en donde la glucosa en la sangre fue significativamente alta después de consumir los alimentos con alto índice glicémico.

Sin embargo, después de consumir los alimentos con alto índice glicémico, se observo que el uso del AOEV resulto en una significativa reducción del efecto postprandial en la glucosa en la sangre, en comparación con la mantequilla o bajo en grasa. Este resultado fue particularmente diferente en el área de incremento de 0-3 horas de la curva. En esta ocasión, ellos encontraron que no había diferencias significativas entre los grupos para los alimentos con índice glicémico bajo.

El autor concluye que:

“Usando AOEV con alimentos con alto índice glicémico, atenúa la respuesta temprana de la glucosa postprandia.. Por lo tanto, una administración de insulina prandial óptima requerirá considerar, además de la cantidad de carbohidratos, la calidad tanto de carbohidratos como de grasa “.

Este es sólo un pequeño estudio pero nos indica que la calidad de la grasa, podría de hecho ser una importante consideración para las dietas de los diabéticos y podría ser particularmente útil durante transiciones cuando comidas con alto índice glicémico son consumidas frecuentemente.

http://care.diabetesjournals.org/content/early/2016/01/29/dc15-2189.abstract